Al ocaso

El sol viste de plata arde el amor en el mar. Sopla el viento de Levante este instante es la eternidad. La juventud de dos almas es dulce la amistad. En las tormentas, la llama, la calma… en la tempestad. Los astros se saludan en las noches de luna hay amor en la mar.

Mariposa

Hay equivocaciones que duelen toda la vida un puñado de tajos en el alma   palabras (in)pronunciadas, lágrimas que tejen telas en la mirada huérfana en sonrisas, mariposa sin alas acampas sin permiso, te ordeno que salgas vuela alto… la mar está brava renaces en este poema tomas aire y te lanzas no es errorSigue leyendo «Mariposa»

Fuego

En el cielo de mi playa es tu amor el agua. empapada de mar cristalizas el deseo dulce distracción sirena de fuego tentación de un alma.    En la piel de un poema respiras geoda en llamas en el cielo de mi playa es tu amor el agua distracción de mariposas mi esencia flota enSigue leyendo «Fuego»

Tentación

En la piel de un poema siempre quedan lascas, lágrimas fosilizadas geoda de tentaciones dulce distracción de un alma. Soledad de una sirena que transforma tus momentos cuando está fuera del agua… Desnuda y sin palabras sueña con hacerse a la mar lamer la sal de cada herida memorizar los latidos recalar en cada puertoSigue leyendo «Tentación»

Sueño

Prefiero la locura que estar cuerdo reinventar para vos un nuevo credo que crecer en el néctar de un soneto es tú música mi único alimento. Si alguna tristeza tienes en medio tú silba y yo busco el remedio los dos crearemos nuevos recuerdos el amor es un sueño si es de dos. Amarte soñarSigue leyendo «Sueño»

Fuego

Se estrechan las distancias, se habla en silencio. Se suspira por dentro, se acaban las arrogancias. Se vacía la tristeza, siento esas mariposas. Suenan campanillas de viento, y forman corro las estrellas. Solo los dos en el agua, se propagan las carcajadas Será que escuchas los versos. Saltan chispas, se calientan los reproches… Solos losSigue leyendo «Fuego»

Eternidad

Es tu amor saber que estás el resto mi verdad … Una historia sin final calma, humedad es paz ardiendo en mi hogar. Al calor de tu espejo siento la calma del fuego tú estás detrás y en la arena adormece la eternidad.

Gris pinocho

Doblada la sonrisa. Con la monótona inexistencia del que dejó de soñar que quizás exista un mañana ese gemido es ya conocido, el mismo fantasma. Estalactitas de miedo en el mantra, manchas de una infancia en gris pinocho. Se agitan las esquirlas de arena en mi playa. Marejada en los océanos, esta noche rondan losSigue leyendo «Gris pinocho»