Fuego

Pasa el tiempo y no encuentro, el punto la materia Es mi letra pequeña, la caligrafía negra anacrónica historia de mis días de novela No sé dónde agarrarme. ¡Que termine esta comedia! Ese aparte distante es mi mundo, el océano camuflado entre egos, chupa mi sangre el miedo Este instante es errante, vértigo del absurdoSigue leyendo «Fuego»

El miedo

Escuchó el sonido del teléfono desde su dormitorio. El maldito timbre retumbaba por toda la casa hasta estrellarse en sus tímpanos. —Carla, ven al hospital. —Pero papá…, ¿mamá, está bien? Entonces su voz tenía miedo, igual que hoy, aunque aquel le parecía más blanco. Ha llovido demasiado desde ese día y ocurre que, esta vezSigue leyendo «El miedo»

Claqué en verso

De noche en la madrugada he soñado un poema. En la lengua de Cervantes, lo imposible se ha hecho letra. En cálidos arrullos el astro susurradome unas palabras. La poesía es este día, ¿sientes mi cálido abrazo? Las meigas bailan claqué sobre las migas de mi piel. Campanilla anda que anda El laberinto de miSigue leyendo «Claqué en verso»

Algodón de azúcar

El labial de tu boca, esa humedad en gotas color de tu mirada embrujada en chispas. Aderezo de estrellas… es tu ola marejada. Sueño con tu morada; esa estancia vetada. El beso del silencio, mis manos semi atadas. Sueño con tu morada; esa estancia vetada. En ese espacio nuestro del alma encajonada. No corras. Di:Sigue leyendo «Algodón de azúcar»

El muelle

Fuego. Oráculo de lo eterno. El muelle, eso oculto en mis letras. Emociones como velas en mis poemas… Heridas cautivas, prisioneras de mi máscara. Gritos en el silencio del habla. Paradas en las estaciones del alma. Cruces como tormentos, mi culpa. Flores, como espinas en mis lágrimas. Lágrimas, como risas de mi orilla… Desdicha enSigue leyendo «El muelle»

Gracias, mi amigo

Hablar contigo es mirarme en un espejo. Ese placer de verme desnuda a tu lado sin miedos, sabedora de tu complicidad eterna. Igual que siempre tu voz me espabila, me rejuvenece. Vuelvo a mi ser original, el que me acompaña en el viaje, ya ni recuerdo el tiempo. Defensor de mi alma hasta la médula,Sigue leyendo «Gracias, mi amigo»

Retazos de vida

Cada vez sentía su cuerpo más distante de su espíritu. “Mi reino no es de este mundo”, esa oración de las sagradas escrituras retumbaba en su mente en varios momentos del día. Incapaz de precisar cuándo fue que el desasosiego se había instalado en su adentro, el tiempo permanecía estancado, al igual que su cuerpo,Sigue leyendo «Retazos de vida»